Cables dañados y herramientas esenciales

Existen una serie de reparaciones eléctricas que son relativamente sencillas, pero no importa que tan fácil sea uno de los trabajos a realizar, siempre requerirá herramientas esenciales para poder hacerlo de la mejor forma posible. Además es necesario tener en cuenta ciertas normas de seguridad antes de realizar cualquier tipo de trabajo de esta índole.

Cable De Extensión, Electricidad, Caja De Enchufe
Entre las herramientas necesarias al momento de realizar una reparación eléctrica, se encuentra la linterna. Ya que en la mayoría de casos la reparaciones se llevarán a cabo justamente por un corte de luz inesperado provocado por una avería, cortocircuito o similar. Y por otro lado, siempre se debe trabajar con la fuente de electricidad apagada, para evitar accidentes, lo que provocará que vayamos a necesitar necesariamente la linterna. Por eso es bueno, tenerla siempre guardada en el mismo lugar y operativa, para que cuando se presente la circunstancia, poder ubicarla y usarla sin problemas.

 

Otras herramientas esenciales a tener siempre disponibles son las tenazas, destornilladores estrella y plano, cinta aislante y alicate. Cada una de ellas es imprescindible en la mayoría de reparaciones eléctricas básicas.

 

Cuando se realice trabajos con cableado viejo es importante que inspeccione minuciosamente las condiciones en que se encuentra el aislamiento de dicho cableado. Usualmente por el paso de los años, éste se habrá debilitado y deba ser reforzado de una manera efectiva y rápida. Ya que tener una casa con un cableado en malas condiciones, provocará cortocircuitos y un riesgo latente de incendio.

 

Para realizar empalmes o pequeñas uniones puedes valerse momentáneamente de la cinta aislante. Pero lo más recomendable es usar tuberías de encogimiento por calor. Estas tuberías están hechas de un plástico especial que se contraerá sobre el cable aislándolo en su totalidad. Puede usar un secador de cabello para hacer que la tubería antes mencionada se contraiga, solo le tomará unos minutos. Y listo, habrá reforzado exitosamente el cableado de su hogar.